Cabra Gallega


cabra-galega-01 cabra-galega-02 cabra-galega-03 cabra-galega-04

ORIGEN

El origen filogenético de la Cabra Gallega está en el representante ancestral Capra hircus aegragus , de origen europeo, que en su forma secundaria racial derivaría en el primitivo tronco pirenaico.
Los testimonios más antiguos, recogidos en Cova de Pala de Vella (situada en el municipio de Rubiá, al este de la provincia de Ourense) documentan restos de animales domésticos como vacas, cerdos, ovejas y cabras. De forma aproximada, se puede afirmar que los restos más antiguos de cabras se remontan al milenio IV a.C. en pleno Neolítico.
Desde mediados del siglo XX hubo una regresión bastante marcada en los censos de ovino y caprino, directamente relacionada con las repoblaciones forestales. Estas dieron lugar a la reducción importante de las zonas de pasto aprovechadas por las citadas especies, quedando relegadas en el caso de las cabras a las zonas más montañosas, donde la reforestación era más complicada.
En la actualidad el sector está experimentando una profesionalización, y cada vez son más numerosas las explotaciones que crían exclusivamente ganado caprino o de forma conjunta con ganado ovino, ya que resulta una formula idónea para optimizar los recursos naturales que posee la comunidad gallega.

SISTEMAS DE EXPLOTACIÓN

Los rebaños de cabras en Galicia siempre estuvieron ligados a las zonas de montaña donde se explotaban en veceiras (rebaños comunitarios), normalmente de forma mixta junto con ganado ovino. También existían pequeños rebaños en zonas de menor altitud, junto con ganado bovino, que servían de producción complementaria.
En cuanto a los sistemas de explotación, se encuentran desde rebaños puramente extensivos, en los que las cabras duermen fuera en las épocas del año que la climatología lo permite, hasta explotaciones semiextensivas, en las que las cabras se recogen al mediodía o a la noche solamente, pasando todo el día fuera.

CARACTERíSTICAS DE LA RAZA

  • Rusticidad y alta capacidad de adaptación al medio.
  • Resistencia a las enfermedades mayor que en otras especies.
  • Agilidad, lo cual le permite acceder a lugares casi inalcanzables para otros animales en busca de alimento.
  • Capacidad especial para digerir celulosa, o que hace que sea capaz de aprovechar troncos leñosos que otras especies no comen mediante el llamado ramoneo.
  • Alta prolificidad, partos de 2 y 3 cabritos.
  • Poliéstrica permanente.
  • Mejora del medioambiente en el que habita.

MORFOTIPO

Se trata de animales de perfil recto o subcóncavo, eumétricos y sublongilíneos. Pelaje de color rojo, aceptándose las distintas tonalidades, desde rubia hasta retinta.

Características de la raza por regiones:

1. Cabeza
Cabeza braquicéfala y pequeña. De perfil frontonasal recto a subcóncavo. Hocico rosáceo. Orejas de tamaño pequeño o medio, finas, erectas y movedizas. Presencia de barba o perilla en los machos y menos frecuente en las hembras. Las cornamentas son de mayor tamaño en machos que en las hembras, con mayor predominio en arco o aegagrus o íbex y en menor proporción en espiral. Aceptándose en las hembras cuernos en arco.

2. Cuello
Cuello fino y largo en las hembras, machos más grueso y fuerte, presencia de aros o gorgueras.

3. Tronco
Tórax amplio y bien desarrollado con costillar arqueado. Línea dorsolumbar rectilínea o levemente ensillada. Vientre voluminoso y recogido, sobre todo en los machos. La cola es corta y erguida.

4. Ubre
Ubre recogida y bien implantada, recubierta de pilosidad, con mamas bien diferenciadas y pequeñas. 5. Extremidades

Miembros finos con articulaciones fuertes y marcadas y tendones robustos. Apromos buenos. Pezuñas fuertes.

6. Pelaje
Pelaje completamente uniforme, de color rojo con distintas tonalidades, desde rubio hasta retinto. El pelo es corto y brillante en las hembras y de longitud media en los machos.

7. Alzada y peso
Dependiendo del sistema de explotación y manejo aplicados, se estima que el rango medio de peso y alzada en las hembras se encuentra en 40-50 Kg. y 60-70 cm. y en los machos, en 55-70 Kg. y 70-80 cm.

CARACTERíSTICAS PRODUTIVAS

El objetivo principal y casi único de la explotación de cabra gallega es la producción de carne, destacando en este sentido la venta de cabritos lechones con pesos de 10-12 Kg. , alimentados sólo con leche de las madres, o cabritos un poco mayores, de 3-4 meses, con mayor peso en canal y cebados generalmente a base de cereal.

DISTRIBUCIÓN GEOGRáFICA Y SITUACIÓN ACTUAL

La distribución geográfica de estos animales es, principalmente, por las zonas de montaña de las provincias de Lugo y Ourense destacando en este sentido las zonas de Ancares y O Courel, en Lugo, y las sierras de Baixa Limia y de Queixa, en Ourense.

ESTUDIOS

A finales del año 2010, el INORDE, comenzó la adquisición en distitas zonas de la Comunidad Autónoma, de ejemplares caprinos para la creación de un “rebaño Fundacional de Cabra Gallega”.
En la actualidad contamos con animales procedentes de cinco zonas diferentes, concretamente de Lobios, Allariz y Bande en Ourense y de Cervantes y Puebla de Brollon en Lugo.
En este momento tenemos cuatro grupos de cubrición (cuatro líneas), con lo que esperamos obtener los primeros ejemplares a finales del año 2011.